Brasil festeja su tercer título Mundial.


Brasil es intratable en vóley, otra vez campeón mundial, como en los anteriores dos, al ganarle 3-0 a Cuba. En Italia sólo perdió un partido... a propósito, para ir a una zona más fácil.
“Pudimos controlar la presión, aprovechar sus errores, y simplemente jugamos mejor''. Así, con estas palabras describe Leandro Vissotto, el máximo anotador de Brasil en la final con 19 puntos, la victoria por 3-0 sobre Cuba, que significó el tricampeonato Mundial para los de amarillo.
Con la obtención del campeonato en Italia, Brasil se convierte en la segunda selección en ganar tres veces consecutivas la Copa. Justamente, los tanos eran los únicos que contaban con ese logro, al haberse consagrado en 1990, 1994 y 1998.
Cuba, que llegó al torneo con un equipo que arrastraba un promedio de edad de 22 años y medio, se va más que conforme con el rendimiento, y sabe que tiene potencial para el futuro.

Bronce para Serbia.

En el partido por el tercer puesto Serbia le ganó por 3 a 1 a Italia y se subió al podio.
No hubo sorpresas en la definición por los puestos que van del 5° al 12°. Rusia terminó como el mejor detrás de los semifinalistas tras superar con comodidad a Estados Unidos por 3-0. Bulgaria, que fue bronce en Japón 2006, debió conformase con el 7° lugar luego de vencer a Alemania de Raúl Lozano. Y mientras Argentina fue 9°, Francia de Philippe Blain dejó a España de Julio Velasco en el 12° lugar.

Premios individuales:

MVP: Murilo Endres (Brasil)
Anotador: Ibán Pérez (España)
Atacante: Maxim Mikhaylov (Rusia)
Bloqueador: Robertlandy Simón (Cuba)
Sacador: Clayton Stanley (Estados Unidos)
Defensor: Ferdinand Tille (Alemania)
Armador: Nikola Grbic (Serbia)
Receptor: Peter Platenik (Rep. Checa)
Líbero: Ferdinand Tille (Alemania)

0 comentarios: